• Mabi

HIGIENE ANTES Y DESPUÉS DEL SEXO


Seguro que has oído esta historia…


Ignác Semmelweis (1818-1865) conocido como el "salvador de las madres" fue un médico húngaro pionero en descubrir (a mediados del siglo XIX) que la higiene salva vidas. Sus compañeros se burlaron de sus ideas y murió abandonado en un psiquiátrico.


Desde 2009, la Organización Mundial de la Salud (OMS) desarrolla la campaña "Salve vidas: límpiese las manos", para concienciar de que algo tan sencillo es una herramienta fundamental de salud pública.


Lavarse las manos dificulta contraer la gripe o la Covid-19, evita infecciones y contagios, y salva cada año millones de vidas.


Pues en el juego sexual la misma norma te evitará más de un disgusto.


Pero, además de lavarte las manos, ¿cómo has de cuidar tu higiene sexual?


Piensa que la higiene sexual os concierne a ti y a tu pareja…


Sigue leyendo y quizá aprendas algo nuevo y útil que no sabías.




SUGERENCIAS PARA TODAS LAS PERSONAS


Las manos, la boca y los dientes intervienen en los juegos eróticos por lo que has de tenerlos siempre limpios, especialmente antes de cualquier acercamiento. De este modo, por ejemplo, puedes evitar la candidiasis, una infección genital.


Es importante orinar antes (para disfrutar con mayor comodidad) y después de mantener encuentros íntimos (para prevenir algunas infecciones del tracto urinario, aunque no todas).

Las personas con vulva son más propensas a padecer este tipo infecciones por lo que es bueno adquirir el hábito de orinar antes de que transcurran 15 minutos desde la penetración, ya que se ha demostrado que se reducen las posibilidades de infección. (Investigación publicada en The Journal of Family Practice (2002)).


Usa ropa interior limpia, preferentemente de algodón y no muy ceñida.


Autoexplórate a través del tacto o mirándote en un espejo. Observa cambios en textura, tamaño, color… Si aprecias alguna variación coméntaselo a tu profesional de medicina de referencia. Consúltale también si cambia el olor, color o textura de tus secreciones.


Sométete a exámenes periódicos cada seis meses o, al menos, una vez al año.


Emplea preservativo durante el sexo anal, vaginal y oral. En este último caso, en lugar de recortar uno puedes emplear diques dentales.


No pases de sexo anal a vaginal sin cambiar de preservativo.


Los preservativos son de un solo uso.


No elimines todo el vello púbico, solo recórtalo ya que tiene una función protectora.


¿Qué pasa con los genitales? Es importante que los laves bien a diario empleando agua tibia y, como mucho, un jabón neutro. Así reducirás las posibilidades de que aparezcan infecciones de transmisión sexual o genital.



SUGERENCIAS PARA PERSONAS CON VULVA


No uses perfumes de ningún tipo en la zona vulvar. Lávala a diario con agua tibia.

La vagina está diseñada para mantenerse limpia con la ayuda de secreciones naturales (flujo vaginal). Las paredes vaginales producen este flujo que transporta al exterior las células muertas y otros microorganismos.


Las bacterias que viven normalmente dentro de la vagina tienen la función de protegerla. No necesita ni duchas vaginales ni toallitas. Muchos productos que se venden como “idóneos para la zona íntima” no solo son innecesarios sino, incluso, peligrosos.


Entre los posibles riesgos o reacciones adversas podemos mencionar cambios en el PH, ardor y comezón, disminución del moco cervical (encargado de lubricar la vagina), reacciones alérgicas, incremento del riesgo de desarrollar infecciones (mayor vulnerabilidad) o complicaciones durante el embarazo (como aumento del riesgo de parto prematuro).

Debes extremar el cuidado íntimo en los días de la menstruación.



SUGERENCIAS PARA PERSONAS CON PENE


Debes lavar tu pene con agua tibia todos los días prestando especial atención al esmegma que puede acumularse entre el glande y el prepucio por lo que hay que retraer este para limpiar bien el glande.


De no hacerlo, puedes terminar sufriendo balanitis (inflamación del prepucio y del glande del pene, aunque también puede referirse al clítoris) y además es algo muy desagradable para tu pareja.


Anímate y cuéntame si has aprendido algo nuevo o si ya practicas lo que te he contado. Hazlo por redes o a través de mi correo info@catarsis21.com.

3 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo